EconómicasUltimas Noticias

Vendedores se declaran en quiebra por duración de la construcción del Hospital Doctor Padre Billini

Comparte Esta Noticia Con Tus Contactos.

Santo Domingo. – Tras casi cinco años a la espera de la culminación de la construcción del Hospital Doctor Padre Billini, los vecinos del entorno se quejan de afecciones de salud y quiebras de negocios.

Salones de belleza, cafeterías, sastrerías y farmacias son una parte de los establecimientos que mantienen sus últimas esperanzas de sobrevivencia.

Para Daysi Vizcaíno, quien se dedica a la venta de comida vegetariana, entre otra cosas, tras cuatro años en el local, aseguró que está a poco de tener que entregar lo que tanto le ha «costado mantener».

«Usted ve esas tres empanadas que están ahí son hechas desde las 8 de la mañana y siguen ahí», inició narrando Vizcaíno.

 

En la misma línea, continuó explicando que realiza comida casera y que se ha limitado a comprar un pollo de 300 pesos, ya que desde que el  proyecto de construcción  comenzó ha perdido todos sus clientes.

 

«La clientela ha bajado muchísimo, mí clientela es nula, gracias a la lluvia hoy no encontraron ustedes el mar de polvo, mira los vasitos del café, yo estoy nula, esto es duro, estoy aquí y no sé si me van a comprar», declaró la propietaria de Caribe Verde.

 

Por su lado Diomedes, quien tiene muchos años trabajando en el área de la sastrería, cuenta que aunque todavía asisten personas por sus servicios, el polvo se ha apoderado de la ropa que le encargan sus usuarios.

 

«No sé sabe qué es peor si el polvo o la bulla, hace 2 días limpié yo esos botones y miré que están perdiendo hasta el color, nos afecta la ropa y aquí uno no tiene aire, lástima que en este país no indemnizan a uno», añadió Diomedes.

 

Los dueños de Cafetería Jazmín explicaron que no solo los pacientes esperan la reapertura del centro hospitalario, sino también los comerciantes.

 

«Todas las cosas se han caído por aquí esperando a que abran el hospital, tengo 26 años trabajando aquí, todos los días ponen una fecha nueva, todavía ahí faltan muchas cosas por hacer», detalló el vendedor.

 

A la vez en medio de sus lamentos agregó que a la salud no se le está «dando prioridad». «Para política aparece el dinero, pero para un hospital no», criticó.

 

La calle que alberga los alrededores del nosocomio se ha vuelto un estrecho callejón que evita la visibilidad de los comercios.

 

Al intentar abordar al ingeniero a cargo de la obra este supuestamente no se encontraba en el lugar, aunque sí había una gran cantidad de trabajadores en la obra.

 

Colegio Médico Dominicano

Por su parte el Colegio Médico Dominicano (CMD), informó que, «a nosotros se nos dijo que de tres semanas a un mes se abriría».

 

Respecto a los moradores que alegan presentar problemas de salud debido a la construcción, dijo, «los ingenieros debieron haber tomado las medidas de lugar para evitar esas situaciones».

 

Especificó que es un hospital centenario y que ameritaba de una reparación profunda lo lógico era que se presentasen inconvenientes.

 

Rufino Senén Caba, presidente del Colegio, reclamó el hecho de una tardanza «excesiva» para la entrega. Hizo remembranza a que en su momento el ingeniero Francisco Pagán le aseguró que esto se tomaría un año.

 

«Nosotros sabemos que parte de la dinámica del gobierno pasado era retrasar las obras, pero lo importante es que se ponga a trabajar el hospital a favor de la clase que más lo necesita», externó Senén Caba.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba